martes, mayo 08, 2007

Para filia. FAMILIA NO. Filia dije, che!

Y me preguntaron: ¿Quién es ese gil?
Con tono impávido de Jessica Rabbit respondo: Me hace reir.
Ojo que al pelo lo tengo rojo. Qué linda imagen la de J.R en un bondage pedofílico con un conejo. Y el que vió a un conejo en situaciones conjeturables… FA! (do y re. RE)
Acá viene Betty Boop y dice: What a lucky girl.
Cómo spears… she is a lucky pero le hicieron el strike.
Tema de in-te(a)r-s national… ¿Qué pasó con B.S?
Yo solo ví muñequitos pelados. Por ahí se hizo S.H (Spears head is a hole). O sea, LA SHH. En vez de SHS o SHR, SHNS: SHH. Es decir, ni stalinista, ni anarquista, ni nazi. Hole. La nueva moda.
Skin Head Hole. Cabeza hueca. Cambiamos el nombre bone head a skin head hole. O BHS (britney head spears back). La bautizamos a B.S por los budistas y queda puritana. Le reconstruyen el himen y vuelve a ser santificada por la iglesia como la virgen más famosa desde la de lujan.
Ah. ¿A quién le ponen britney? (por no preguntar ¿quién se la pone a britney?)
Nombre de pelotuda.
Como las pamelas, tamaras y samantha. Bueno yo a Samantha le doy, porque tiene por ahí una h de por medio bien erothiK.
Pero uno dice pamela, ¿no? Y se imagina la boca con colágeno, los labios de petera, los senos exhuberantes, el pelo largo y negro… por ahí si no me pasaba a pelirroja me cambiaban el nombre a pamela.
Si uno dice tamara se imagina a la rubia, con el hollo de 5 centímetros no dilatados como para hacer strike. El beso negro no porque por ahí te succiona la lengua y quedás sucia. Así, como este post. Bien sucio.
Pero cuando uno dice Samantha se la imagina. Así, medio pelirroja. Flaca. Delicada. Piernas finas, cabellos con bucles en las puntas. Ojitos de inocencia y las esposas en la cartera. Y de repente Samantha te dice: Porque vos no sabés todo de mí…
Por ejemplo, la dirección de Samantha. ¿Izquiera o Derecha?
-Por atrás y por adelante –te dice Sami.
Y vos le decís: Llamá al Pami que al abuelo le está por dar un paro cardiovascular.
Y la vez a Sami, tan chiquita, tan frágil, tan demonio enmascarado con esa pollerita que aia… tan inocente, tan tapadita.
A mi Sam nunca me dio un beso. Me dejó con las ganas. En cambio yo le dí a la novia en un baño.
Cosas de fetichismos con los baños.
Ahora, yo no encuentro una cosa, que es la parafilia con los libros y la etapa anal-sádica. Lo de la etapa anal-sádica me lo explica freud, pero yo tengo mis teoria sigmundianas.
Es así:
3 años, etapa anal-sádica.
3 años, aprendo a leer.
3 años, empiezo a leer en el baño.
21 años, necesito obligatoriamente leer en el baño, estudiar en el baño, hacer xxxZ en el baño con un libro de fetiche arriba del sostén del papel higiénico.

Litaralufilia

No.

Reeditemos.
Anlibrofilia.

Ahí va.

Claro, es que sonará extraño, pero no me imagino a un conejo haciendo sexo anal.
Eso sí, que me hagan sexo anal mientras leo… El caviar de los Dioses.

P.S: Se escuchan ofertas por tiempo ilimitado (Especialmente si el libro es 120 Jornadas de Sodoma, inexistente en toda librería)
P.S2: Hice algo similar, solo que no estaba leyendo sino hablando de filosofía sin gemir.
P.S3: Me voy a jugar con mi collar de ahorque y la masajeadora de 3 velocidades, besos rojos.